Inician el análisis de propuesta que define la legítima defensa privilegiada para las policías

La Comisión de Seguridad Ciudadana inició la discusión de un proyecto (boletín 15444) que modifica el Código Penal. La finalidad es establecer la legítima defensa privilegiada en actuaciones vinculadas al ejercicio de la función policial.

El texto señala que, considerando las instrucciones establecidas, actualmente, para la legítima defensa, como el principio de legalidad, proporcionalidad y necesidad, subsiste una dificultad en términos de la jerarquía normativa de tales reglas.

Por ello, a juicio de los autores, resulta necesario regular las situaciones de mayor gravedad que puedan conllevar un riesgo a la integridad física y la vida del funcionario policial o de terceros. La idea, es efectuar una adecuada protección del ordenamiento jurídico mediante una nueva hipótesis de legítima defensa privilegiada.

En esta nueva hipótesis se recogen, expresamente, los casos en los cuales se encuentran absolutamente exentos de responsabilidad criminal aquellos funcionarios que llevan a cabo conductas para repeler agresiones con riesgo a su integridad o la de terceros. Asimismo, cuando impidan la consumación de graves delitos.

El presidente de la instancia, diputado Raúl Leiva (PS), apuntó que, actualmente, estamos viviendo temas complejos en cuanto a seguridad y es necesario tomar acciones. “Hay una situación anormal en cuanto a la legítima defensa. Hoy no hay ningún respeto a la función de las policías y, por eso, buscamos entregarle proporcionalidad”, planteó.

Similar visión manifestó el parlamentario Henry Leal (UDI). “Hoy los carabineros se ven imposibilitados de actuar y de solo desfundar su arma ante el ataque de una turba, por ejemplo. Necesitamos que no se sientan inhibidos. Es importante que el Ministerio Público nos pueda sugerir cambios para precisar la norma”, evaluó.