Los criterios para estimar existencia de represalia en despido de trabajador

La Corte de Apelaciones de Santiago en sentencia del 12 de septiembre de 2022, Rol 1164-2022, se pronunció acerca de los criterios para estimar la existencia de «represalia» en despido de un trabajador, específicamente la referida a la desvinculación cercana al término de la relación laboral.

Argumentó que «en esta delimitación de acciones y excepciones, el sentenciador incorpora en los Considerandos 5° y 6° de su fallo, las probanzas aportadas por cada una de las partes entre las cuales se encuentran: solicitud de fiscalización, constancia de despido verbal de 18 de diciembre de 2020 dejada en Carabineros, acta de conciliación remota fallida, finiquito, comprobantes de propina.

Y sobre la acción de vulneración, en el Considerando 8° cita el artículo 485 del Código del Trabajo sobre las “represalias”, concluyendo en el 9° que “…prueba aportada en autos permite concluir la existencia de indicios suficientes de la vulneración alegada, consistentes en la cercanía temporal entre la labor fiscalizadora efectuada por la Dirección del Trabajo -motivada por la denuncia del actor- y el despido de autos, el cual no se sustenta en ninguna razón de hecho, lo que se concluye de la inexistencia de carta de término de contrato de trabajo, que es la oportunidad fijada por el legislador para expresar los argumentos fácticos que sustentan la desvinculación laboral de acuerdo al artículo 162 del Código del Trabajo. En otras palabras, la circunstancia de haber sido el trabajador despedido sin invocarse al momento de la terminación motivo de hecho alguno, al día siguiente de la segunda visita inspectiva realizada por la Inspección del trabajo, constituye una sospecha de que el despido fue un acto de represalia por la denuncia que hizo el actor en la Inspección del trabajo”.

Agregó el fallo que «respecto del primer punto alegado, esto es, el principio lógico de no contradicción supuestamente transgredido al expresar el juez que se verificó el despido sin esgrimir motivo al día siguiente de la visita llevada a cabo por la Inspección del Trabajo, y que ello constituye una sospecha de que existió un acto de represalia; no se advierte cuál sería la falta, ya que “cercanía” no tiene otro significado que no sea el de existir entre dos hechos una corta distancia temporal, lo que se extrajo de las fechas entre ambos hitos probados, apoyado normativamente por la cita de indicio del artículo 485 del Código del Trabajo».

¡Suscríbete ahora!

Jurisprudencia, legislación, doctrina, práctica y noticias. Todo en un solo portal.